miércoles, 3 de enero de 2007

Amaneceres inesperados

justo cuando tu voz me devolvia el alma
casi cuando tus manos me salvaban
en el preciso instante de la gloria
un gallo me saco del sueño

4 comentarios:

Duff Man dijo...

Me consta que hay pocas cosas tan aterradoras y amenazantes para la integridad física de una persona, como intentar despertarte antes de tiempo. Pobre del gallo!

Fer dijo...

jajaja casi lo mato, me saco de un verdadero sueño

Alecksya dijo...

a la que maaaaaaaaaaalll!! siempre pasa eso... cuando estas en lo mejorcito, te despiertas... pero bueno.

Te dejo una invitacion a mi blog, para que pases a votar, por si no sabias, tenemos un blogwar con los ticos, asi que necesitamos votos. Te lo piensas? ? ?

Fernando dijo...

yo pasare, y gracias por visitar el mio
hoy volvi a soñar, pero no fue el gallo que me desperto fue mi propia felicidad.