sábado, 27 de enero de 2007

El centro

Revisando algunas entradas de compañeros blogeros acerca de nuestra mayoria de veces caotica zona 1, decidi hacer comentarios acerca de una zona en la que gracias a la cercania con mi casa y la inevitable realidad de trabajar en ella he llegado a conocerla y hasta quererla. Estando tan cerca del congreso me he dado cuenta que por lo menos tapan la novena ave. una vez al mes, cuando llevamos un mes sin manifestación me he llegado a preocupar pensando que se murieron los diputados , pero a los pocos días un altavoz me recuerda que otra vez hay manifestación y que siguen vivos. La gante que a penas te deja caminar, el humo de las camionetas y olores de las alcantarillas pueden desanimar al trausente más optimista, pero el revolcado, las tostadas, los licuados de las visitas al mercado, y coincidir en el almuerzo con Klavaza y Duffman son una de la cosas por las cuales voy a extrañarlo cuando me toque estar lejos.

4 comentarios:

Duff Man dijo...

¡No se vaya hombre! ("Qué, no le gusta Campo?" Y tu mamá también). Está difícil lo del revolcado y el licuado (en ese sentido sí soy medio lleno de cuentos), pero está alegre comer de vez en cuando no?

Fer dijo...

si esta alegre, este cento amalo o dejalo jajaja

Alecksya dijo...

jajajajajajaja eso que te preocupas por los diputados si no ves que taparon la avenida, me mato de la risa!!!!!!!!

Fer dijo...

jajajaja
si es que como me quedan a la vuelta los tengo controlados